Estos son los motivos por los que algunos países prohíben San Valentín

11

Bombones, corazones, peluches, ramos de flores, todo esto solo puede significar una cosa: la llegada de San Valentín. Mientras continúa la batalla entre quienes lo defienden y quienes lo maldicen, sorprendentemente existen numerosos países en el mundo que deciden no celebrar esta tradición.

Cada 14 de febrero, para muchos es una fecha común, sin embargo, otras naciones incluso han decidido prohibir la celebración por completo debido a sus costumbres y religiones, según reseñó el portal Intriper.

Uno de los países que tiene prohibido celebrar el día del amor es Arabia Saudita, donde las autoridades religiosas persiguen y condenan cualquier acto o festejo que tenga que ver con San Valentín.

A su vez, no se puede realizar comercio con la venta de globos de corazones rojos, bombones, flores y más. y nada de vender o comprar flores para ofrecérselas a nuestras parejas.

De hecho, en 2012, cinco hombres fueron condenados a 39 años de prisión y 4.500 latigazos por desafiar la prohibición cuando los sorprendieron bailando y bebiendo alcohol con mujeres.

PAKISTÁN

Otro país que prohíbe la celebración de San Valentín es Pakistán, ya que considera que está “en contra de las enseñanzas del Islam y deberían ser prohibidas de inmediato“.

El organismo también citó una sentencia que prohibía los festejos en lugares públicos o en edificios gubernamentales en todo el país. El presidente pidió a los paquistaníes evitar participar de esta celebración por resultar “contraria a la cultura y a las tradiciones musulmanas”.

INDONESIA

A esta lista se suma Indonesia, región que también suspende fervientemente esta tradición. En el 2016, las autoridades organizaron marchas en contra de esta celebración. Un año después confiscó miles de preservativos en las farmacias del país y ha prohibido a los estudiante celebrar este día para “evitar el sexo casual en un día como este por contravenir las normas culturales“.

DUBAI

Otro país que vive algo similar, es el caso de Dubai, en donde hasta han llegado a crear el día de Anti-San Valentín en el que, a diferencia de Arabia Saudita sí se organizan fiestas dedicadas especialmente a solteros y solteras. Así, ya vemos que a pesar de pertenecer a una misma religión, las diferencias a la hora de afrontar este día de San Valentín son evidentes.

MALASIA

Por otro lado, en Malasia también se han pronunciado en contra de la festividad por motivos religiosos y en la provincia hindú Orissa, en India, la organización religiosa Bajrang Dal pidió que se prohíban estas celebraciones y que alentarán a aquellas personas que encuentren celebrando a casarse.

Finalmente, en los últimos años, las autoridades iraníes han tenido como objetivo prohibir las celebraciones de San Valentín, calificando la festividad como una “costumbre occidental decadente” y amenazando con perseguir a las tiendas y restaurantes si venden regalos del Día de San Valentín.