¿Y ahora quién siente vergüenza? Irrael dejó en la calle al presentador de deportes Erasmo Provenza

374

Las polémicas no han dejado de ser parte de la cotidianidad del “gurú” de las redes sociales, Irrael Gómez, pero una de las cualidades que lo posiciona entre unas de las personalidades venezolanas más influyentes del mundo digital son las pruebas y argumentos que presenta ante cualquier “escándalo” que pública en su cuenta de Instagram.

El nuevo episodio que paralizó la red de la camarita en la noche de este jueves 20 de febrero fue cuando le pidió a sus seguidores prender las notificaciones porque tenía mucha tela que cortar con un afamado presentador de deportes que hizo vida en Meridiano y ahora está en Telemundo, Erasmo Provenza.

Pues, la ira y la furia se apoderaron de Gómez luego de recibir un reconocimiento por su labor influyente en la sociedad en la Universidad Santa María, fue reprobado y calificado de “vergonzoso” por parte del periodista deportivo.

Irrael se encargó de responderle, dejando el pasado de Provenza expuesto, y se ventilara que fue un maltratador y acosador cuando mantuvo una relación amorosa con la también periodista deportiva, Meche Celta.

«Uno de los motivos es por el trabajo que vengo haciendo en pro del maltrato a la mujer, las defiendo de tipos como tú como cuando acosaste y pegaste a Meche Celta, la perseguiste y maltrataste», dijo el “gurú de las redes”.

No obstante, también dejó en evidencia que Provenza no podía llamar casa de estudios a la USM donde presuntamente no se graduó “legalmente”, entre otras cosas mencionó que su “nueva figura” no fue a causa de una “bacteria” como lo informó Erasmo, sino por una manga gástrica.

Las ventilaciones no quedaron allí, e Irrael publicó unas imágenes que parecían haber quedado en el olvido. Se trata de unos capture de pantalla, donde mantenía una conversación subida de tono con otra mujer en los que se evidencia que lo hacía a escondidas de su novia, ahora esposa, Vanessa Terán, pero esto no le importó tanto para enviarle fotos de su miembro al cual apodaba “bebé”.

Luego de estas severas informaciones, ni Erasmo Provenza ni Meche Celta, hicieron algún pronunciamiento al respecto.