¡Devastador! Las bolsas mundiales y el petróleo se hunden por el coronavirus

7
Wall Street cierra con fuertes pérdidas por el coronavirus y el Dow Jones cede más de 600 puntos
EFE

Las bolsas mundiales se desplomaron este lunes y el petróleo alcanzó sus mínimos en cuatro años, en un contexto de pánico generalizado por el avance del coronavirus y a pesar de medidas de gobiernos y bancos centrales que no logran calmar a los inversores.

El índice principal de Wall Street, el Dow Jones Industrial Average, se hundió 12,93 %, su peor caída desde el lunes negro de octubre de 1987. En 20.188,52 puntos, está en su nivel más bajo desde febrero de 2017.

El tecnológic Nasdaq en tanto, perdió 12,32 %, a 6.904,59 unidades, en tanto el S&P 500 se enterró 11,98 %, a 2.386,13 puntos, en una jornada en la que se suspendieron operaciones tras una caída de más de 7 % de este índice ampliado donde cotizan las 500 mayores empresas de la bolsa de valores norteamericana.

Aunque durante la jornada los índices recuperaron algo de terreno, volvieron a caer al final del día cuando el presidente Donald Trump llamó a los estadounidenses a evitar cualquier reunión de más de 10 personas, para contener una epidemia que según él podría terminar a fines de julio o agosto en Estados Unidos.

La explosión del número de casos en el mundo y las medidas drásticas de confinamiento impuestas en muchos lugares de planeta sumieron aún más a los inversores en el pánico, que alimenta el temor a una recesión mundial.

La Unión Europea (UE) cerrará el “martes a mediodía” sus fronteras con el exterior durante treinta días para luchar contra la pandemia, anunció el lunes el presidente francés, Emmanuel Macron, en una alocución televisada.

Así, en un continente donde el virus avanza rápidamente, en Madrid, el IBEX-35 cayó 8,27 % (la más fuerte caída de las bolsas europeas); en Milán (Italia), el FTSE MIB perdió 6,1 %; en París, el CAC 40 cedió 5,75 %; Fráncfort cayó 5,31 %; y Londres cerró con un retroceso del 4,71 %.

En América Latina, el derrumbe fue generalizado

La Bolsa de Sao Paulo, la mayor del continente, perdió 13,92 % y el real se hundió frente al dólar, que por primera vez cerró a más de 5 reales por unidad. Santiago tuvo una caída récord en tres décadas, de 14,11 %, y el peso chileno sigue en mínimos históricos. En tanto la bolsa de Bogotá perdió 15,03 % y suspendió su operativa hasta el martes.

La bolsa, de Buenos Aires se hundió 9,67 % y la de Lima perdió 4,59 %

Antes había sido el turno de las plazas asiáticas, que cerraron también con pérdidas importantes aunque más moderadas, como Shanghái (-3,4%), Shenzhen (-4,83%) y Hong Kong (-4,03%). 

La bolsa de Tokio cerró por su lado en baja de 2,46% a 17.002,04 puntos. La bolsa de Australia en cambio se hundió un 9,7%.

Otro “lunes negro”

Este nuevo “lunes negro” ante el temor de una recesión mundial de largo alcance se suma a las históricas pérdidas sufridas por las bolsas la semana pasada y abarca también el petróleo.

Los precios crudo cayeron a su nivel más bajo en cuatro años, lastrados por la crisis del coronavirus y el desplome de la demanda mundial. 

El “light sweet” (WTI) -barril de referencia en Estados Unidos- para entrega en abril cerró en 28,70 dólares tras ceder un 9,5 %.

En tanto, el Brent del mar del Norte, que cotiza en Londres, perdió 11 % a 30,05 dólares el barril.

Se trata de los precios más bajos en cuatro años luego de que la semana pasada el crudo cayera 25 %.

“El cierre de empresas y el confinamiento (de personas en sus casas) en algunos países, hará bajar la demanda de petróleo todavía más de lo anticipado hace algunas semanas, explicó a la AFP el analista de mercado Fawad Razaqzada.

“Recesión garantizada”

La Reserva Federal estadounidense (Fed, Banco Central) bajó inesperadamente su tasa de referencia a cero el domingo, como Trump venía pidiendo desde hace meses, para tranquilizar a un mercado fuertemente afectado por las consecuencias de la pandemia.

La última vez que la Fed bajó las tasas a ese nivel fue en diciembre de 2008, en medio de la brutal crisis financiera de las “subprimes”.

También, la Fed anunció que iba a inyectar al mercado 700.000 millones de dólares. 

Trump admitió el lunes en rueda de prensa que “puede ser” que el país sufra una recesión debido a una pandemia que ha hecho tambalear la economía global

“Los mercados comprenden que la recesión ya está de hecho garantizada. Las autoridades ayudan e inyectan dinero pero no pueden frenarla”, escribió Jasper Lawler, analista de London Capital Group.

Paralelamente a la Fed, el Banco Central Europeo (BCE) y los bancos centrales de Japón, Reino Unido, Canadá y Suiza flexibilizaron las condiciones de intercambios de divisas entre ellos, para poder garantizar un aprovisionamiento suficiente en dólares.

Sin embargo, esas medidas no lograron cumplir con el objetivo de tranquilizar a los mercados.

Al hundimiento de los mercados financieros se agregan estadísticas económicas que superaron los pronósticos más pesimistas, particularmente en China, segunda economía mundial detrás de Estados Unidos.

La producción china se contrajo por primera vez en 30 años y las ventas minoristas se derrumbaron.

La pandemia de covid-19 ha provocado al menos 7.007 muertos en el mundo desde que apareció en diciembre, según un balance establecido por la AFP sobre la base de fuentes oficiales, este lunes a las 17h00 GMT. Desde el comienzo de la epidemia se contabilizaron más de 175.530 casos en 145 países o territorios.

Con información de AFP